Archivos mensuales: Mar 2015

El bosque de los niños


El bosque de los niños

Paula Ellinger da Fonseca

¿Te acuerdas de tu infancia? Hace poco me acordé de la mía. Yo vivía en el campo cerca una ciudad montañosa en Brasil. Cada noche me acostaba con el ruido de las ranas y el miedo de que quizás hubiera culebras bajo la cama. El terreno de mi casa estaba muy bien delineado, pero mis vecinos no eran personas – era el bosque. A veces me aventuraba en el bosque. Preparaba una mochila con todo lo que creía podría ser necesario y entraba valiente. El entusiasmo no duraba mucho – al escuchar el primer sonido desconocido, corría de vuelta a casa. El bosque me fascinaba  y me asustaba.

Hace unos años, volví a visitar esta misma casa. El portón seguía igual, pero las tierras vecinas ahora estaban llenas de gente. Mi corazón se hundió.  Los edificios vecinos a mi casa antigua se llevaron a mis misterios de la infancia. Peor aún, estaba segura de que no era la única que sintió este tipo de pérdida.

Actualmente, sólo queda un 22% del bosque de Mata Atlántica como en el que crecí, y otros biomas siguen un camino similar: alrededor del 20% de la Amazonía y casi la mitad del Cerrado se han tumbado. Los números pueden ser fríos, pero detrás de ellos hay vida. Hoy en día, 934 especies de fauna y flora están amenazadas en Brasil. La deforestación (responsable por el 61% de las emisiones de gases de efecto invernadero de Brasil) también afecta el ciclo hidrológico, deja a las poblaciones más vulnerables y contribuye significativamente al cambio climático;  agravando aún más los impactos negativos del clima en los mismos bosques. Las razones para el corte de los bosques van más allá de la construcción de viviendas e incluyen principalmente la conversión de tierras para la agricultura y la ganadería, la minería, obras de infraestructura, y así sucesivamente.

Este escenario me da miedo, pero por suerte no es así en todas partes.

La semana pasada visité una comunidad que se desarrolla de manera diferente. Fue en Bolivia, cerca de la frontera con Acre. El terreno está cubierto por vegetación natural y de administración comunal. El dinero lo ganan con el bosque – extraen el caucho y castañas de los árboles. Recientemente la comunidad también ha empezado a generar ingresos con el cultivo de peces y en el fin de semana las comunidades vecinas se juntan para celebrar festivales gastronómicos. La tecnología para cultivar los peces fue importada del Acre y ha dado tanto resultado que en menos de un año los ingresos se reinvierten para expandir la producción.

Lo que más me impresionó, sin embargo, no fue la economía con el fin de generar ingresos, pero la economía en el sentido etimológico de la palabra, la administración de la casa. Preocupado por las generaciones futuras, la comunidad donó una porción de tierras forestales a los niños. El “Bosque de los Niños”, o “Boni”, es administrado por los pequeños bajo el liderazgo de un presidente electo. Niños barren las pistas, identifican árboles y guían a los turistas a través del bosque, explicando todo lo que habita allí. En el medio de la pista, cerca de algunas vides, hicieron un punto de apoyo donde todos los días se encuentran para jugar. Hacia el futuro, el presidente del bosque sueña en completar la magia del lugar con columpios de neumáticos reciclados.

Visitar a Boni me hizo regresar a mi infancia y la relación que me hubiera gustado tener con el bosque: la atención en lugar del miedo; el sentido de casa en lugar de una tierra extranjera. El concepto es simple, pedagógico, y extrañamente innovador: dejar que nuestros hijos se encarguen hoy de la tierra que heredaran mañana.

Recursos de acceso abierto sobre suelos


Recursos de acceso abierto sobre suelos

Ivette Fis de Melo

La FAO declaró el año 2015 como el Año Internacional de los Suelos. Esta decisión busca aumentar concientización entre la sociedad civil y los gobiernos sobre la importancia de este tema. Del uso racional y consiente de los suelos depende la economía agrícola y por lo tanto la producción de alimentos. Dependemos de los suelos para sostener la biodiversidad, para almacenar y filtrar el agua y por su papel clave en el ciclo del carbono, los suelos nos ayudan a combatir el cambio climático.

Un dato interesante es que el organismo ha puesto disponibles en el internet unos 1228 mapas históricos de suelos y tierras de más de 50 países entre los cuales 19 pertenecen a la región de Latinoamérica y el Caribe. Con esta y otras iniciativas, el organismo busca dar relevancia al tema del uso de los suelos y su relación con el desarrollo económico sostenible. En esta oportunidad me gustaría señalar cinco recursos de divulgación científica que tocan este tópico y voy a mencionar algunas publicaciones producidas tanto en nuestra región como en Europa cuyo contenido está en los idiomas de la región:

Chilean Journal of Agricultural Research

Editado por el Instituto de Investigaciones Agropecuarias del Ministerio de Agricultura de Chile, esta publicación divulga contenido en temas relacionados a la agropecuaria y el medio medioambiente. Un conjunto de organizaciones incluyendo universidades e institutos de investigación aseguran la calidad científica de los artículos que conforman cada entrega.  La revista tiene una publicación cuatrimestral en los meses de marzo, junio, septiembre y diciembre.

Revista Brasileira de Engenharia Agrícola e Ambiental – Agriambi

Agriambi es editada mensualmente por el departamento de Ingeniería Agrícola y Ambiental  del Centro de Tecnología y Recursos Naturales de la Universidad Federal de Campina Grande, Brasil. Sus artículos en portugués, inglés y español,  se especializan en temas como manejo de recursos hídricos, suelo y desarrollo agrícola entre otros.  A partir del 2010 la revista publica 12 números  al año.

Ambiente & Agua – An Interdisciplinary Journal of Applied Science – AMBIAGUA

Es un journal de acceso abierto de la Universidad de Taubaté en Brasil y editado por el Instituto de Investigación Ambiental en Cuencas Hidrográficas, cuyo enfoque es el mediombiente y los recursos hídricos. La publicación inició en el 2006 con tres ediciones al año pero a partir del 2014 cuenta con cuatro ediciones por año.

Tropicultura

Desde 1983 publica cuatro números al año con artículos de investigación sobre economía agropecuaria, ciencias del suelo, ingeniería rural y ciencias ambientales. Es producida en Bélgica por un conjunto de instituciones entre las que se cuentan cuatro facultades de agronomía de reconocidas universidades en ese país, así como su agencia de desarrollo internacional y la Real Academia de Ciencias de Ultramar.

Terra Latinoamericana

Editada desde 1983 hasta la fecha por la Sociedad Mexicana de la Ciencia del Suelo, publica artículos sobre suelo y agua en español, inglés, francés y portugués con una frecuencia cuatrimestral. La revista es de acceso abierto.

El manejo de los suelos es un directamente relacionado al cambio climático por el tema del secuestro de carbono. Esto sin contar con la producción agrícola y la seguridad alimentaria, contar con publicaciones científicas de acceso abierto es un regalo que no se debe desaprovechar a la hora de producir contenidos. Esperemos que con el 2015, Año internacional de los Suelos se estimule la producción de información científica que facilite conocimiento para aquellos que tienen en sus manos la formulación de políticas y la toma de decisiones al este respecto.
 
Ivette Fis de Melo
Ivette Fis de Melo es bibliotecaria sectorial para el departamento de infraestructura del BID y es encargada de diseminar información externa a los especialistas del departamento relacionada a los temas de cambio climático, energía, transporte, biodiversidad y recursos hídricos. Ivette es licenciada en Estudios Latinoamericanos por la Universidad George Mason (Virginia, EE.UU.) y tiene una Maestría en Ciencias de la Información de Drexel University (Pennsylvania, EE.UU.). Sigue a Ivette en Twitter: @IvetteFisdeMelo

Redes Sociales en América Latina y el Caribe del Sector Privado


Redes Sociales en América Latina y el Caribe del Sector Privado

Eric Schwartzman

Si le interesa saber si y cómo el sector privado de América Latina y el Caribe utiliza las redes sociales, este post es para usted.

Mi empresa acaba de completar un estudio amplio para el Grupo del BID sobre las discusiones del sector privado en las redes sociales entre las empresas locales, mercados financieros, multilatinas y pares multilaterales en América Latina y el Caribe. [1]

Este post presenta un resumen de nuestros hallazgos. Conozca los datos:

Las empresas latinoamericanas están en las redes sociales Los usuarios de Internet en América Latina están más conectado a las redes sociales que los usuarios de Estados Unidos, según comScore. La mitad de los 10 países con el mayor número de horas dedicadas a las redes sociales al mes es América Latina, como: Argentina, Brasil, Chile, Colombia y Perú.

La red social más popular en América Latina es Facebook, con más de 21 millones de perfiles en América Latina que los perfiles en Estados Unidos. En el 2010, el 45% de las empresas de América Latina estaban activas en al menos una plataforma de las redes sociales. Para el 2012, ese número se elevó a 65% de las empresas latinoamericanas activa en al menos una plataforma de las redes sociales.

Argentina es la población mundial más conectada del mundo en Twitter. Brasil y México están entre los 10 países más conectados en Twitter. Y Brasil es la segunda población más conectada del mundo en Facebook, según la investigación del grupo Spark. La mayoría de las discusiones orientadas a los negocios en las redes sociales en Brasil son en realidad en español en vez de portugués.

Los patrones de uso de Internet específicos entre los países de América Latina están más claramente descritas en lo siguiente, según Tendencias Digitales.

1. En Guatemala, El Salvador, Panamá, Perú, Costa Rica y Ecuador, las personas tienden a utilizar el Internet sobre todo para la recopilación de información y las redes sociales.

2. En Uruguay, Venezuela y Argentina, tienden a utilizar el Internet de forma transaccional en la banca en línea, comercio electrónico y las subastas en línea.

3. En la República Dominicana y Colombia, el uso principal es el entretenimiento multimedia y el consumo.

4. Y en México y Chile, el uso de redes sociales para la expresión individual a través de blogs y el podcasting es popular, que es válido para los clientes de negocios, así, se confirmó en el estudio.

En general la tasa de penetración del internet y las redes sociales en el Caribe son considerablemente más bajas, pero esas cifras están aumentando. La República Dominicana, que tiene la tasa de penetración de Internet más alto de los países del Caribe de habla española, también tiene la más alta tasa de exportación.

De todos los temas que monitorizamos, encontramos en todos los tipos de redes sociales que la energía limpia fue el tema de más discutido en América Latina y el Caribe, con la mayoría de esas conversaciones que ocurren en Brasil y México.

El segundo tema más popular era los temas ambientales, la tercera era la agricultura y la cuarta fue la educación y el liderazgo.

La mayoría de los artículos que recolectaron fueron los tweets (73%), seguido de publicaciones en el blog (18%) y las actualizaciones de estado en Facebook (4%). Pero como la mayoría de los miembros de Facebook restringir el acceso de sus perfiles a sus “amigos” o “amigos de amigos”, no consideramos el porcentaje de Facebook para ser una representación exacta de la participación de todas las conversaciones que se producen allí.

De las actualizaciones de estado de Facebook que se recolecto, la mayoría eran de Brasil y México, seguidos por Colombia y Argentina. Los tres principales temas de conversación eran válidas a la norma, pero curiosamente, en los mensajes de Facebook sobre anticorrupción eclipsó la agricultura por el tercer puesto, lo que sugiere que los latinoamericanos están utilizando Facebook como una especie de denuncia de irregularidades plataforma para exponer las malas acciones de las empresas y los líderes del gobierno.

El uso de Twitter fue más prominente en Brasil (28%), seguido por México (17%), Venezuela (15%), Colombia (12%), Chile (8%), Argentina (7%) y Perú (3%). Mientras que el uso per cápita puede ser más alta en Argentina, la plataforma no parece ser tan popular entre los usuarios de negocios, ya que se encuentra entre los usuarios ocasionales. Pero cuando se trata de conversaciones orientadas a los negocios, los usuarios argentinos de Twitter, twittean sobre todo de energía limpia (49%), las cuestiones ambientales (28%) y el desarrollo agrícola (5%).

Sesenta y cuatro por ciento de las entradas del blog que recogimos fueron en español, el 12% estaban en portugués y el 24% restante fueron en inglés. Los temas más populares latinoamericanos de blogs son sobre energía limpia (34%), la educación y el liderazgo (24%), la agricultura (23%) y el medio ambiente (9%).

Mientras que las redes sociales son sólo un componente de una estrategia digital, conversaciones saludables están en marcha sobre el desarrollo empresarial sostenible en América Latina y el Caribe.

Los latinoamericanos no solo ven las noticias, clima, deportes y eventos familiares en línea. Discuten negocio también. Así que si usted está en el sector privado en la región, buscando oportunidades para localizar e insertarse en conversaciones en las redes sociales es el momento adecuado para establecerse como un recurso de confianza, desarrollar su nuevo camino de negocios y, en definitiva, orientar las decisiones de compra.

El acceso digital se está convirtiendo en una expectativa de consumo global. Cincuenta y uno por ciento de los consumidores latinoamericanos dicen que la calidad de los servicios de banca por Internet influyó en su decisión al momento de elegir un banco minorista, de acuerdo con 2014 World Retail Banking Report de Capgemini.

Ahora es el momento de utilizar la tecnología digital para que sea más fácil hacer negocios con sus clientes. Si usted acaba de empezar, céntrese en el desarrollo sus habilidades de trabajo de comunicaciones digitales a través de capacitación en redes social. El primer paso es lograr la alfabetización digital.

Los datos están. Las empresas en América Latina y el Caribe están invirtiendo en los medios de comunicación digital. Ya no es una cuestión de “¿Será que los medios digitales pueden afectar mi negocio?” La pregunta ahora es, “¿Cómo se llega al juego?”
________________________________________
[1]Llevamos a cabo una investigación primaria en los debates relevantes mediante el monitoreo de blogs, cuentas públicas de Facebook, foros, MySpace y Twitter, así como los títulos de las imágenes en Flickr y videos de YouTube en Español, Portugués e Inglés. También reunimos investigación terciaria de fuentes confiables sobre las tasas de penetración y patrones de uso. Y utilizamos los datos geo para confinar nuestro estudio geográficamente a los puestos que emanan de o alojados en servidores de la región.

Sobre el Autor. Eric Schwartzman es un asesor de comunicaciones digitales para empresas multinacionales, organismos gubernamentales, organismos multilaterales y organizaciones no gubernamentales. También es el co-autor más vendido en Mercadeo social para el negocio del cliente.

¿Qué entendemos por infraestructura sostenible?


¿Qué entendemos por infraestructura sostenible?

Tomás Serebrisky, Maricarmen Esquivel y María Cecilia Ramírez

¿Has visto en tu ciudad alguna construcción que nunca se concluyó por falta de recursos? ¿Has sufrido interrupciones del servicio de luz debido a huracanes o inundaciones? ¿Hay comunidades en tu país luchando contra proyectos de infraestructura que se construyen en sus localidades? Estos son sólo algunos ejemplos de los problemas que pueden surgir cuando se construye infraestructura sin tomar en cuenta los riesgos involucrados y se ignoran los impactos potenciales en la sociedad.

Países en todo el mundo enfrentan actualmente el reto de satisfacer la demanda de servicios de infraestructura de buena calidad por parte de su población, mientras enfrentan severas restricciones fiscales. Por lo tanto, la importancia de la sostenibilidad de la infraestructura es un tema que ha ganado cada vez más espacio en el debate global. De hecho, la infraestructura sostenible es central en la agenda mundial para el desarrollo sostenible: 6 de los 17 Objetivos del Desarrollo Sostenible preliminares, que se esperan presentar en septiembre de este año, hablan directamente de infraestructura. Si bien el concepto de infraestructura sostenible se ha asociado tradicionalmente con la construcción de infraestructura ecológica, o “verde”, cada día se hace más evidente que la sostenibilidad de la infraestructura va más allá de la dimensión medioambiental.

Aunque no existe consenso sobre lo que implica la sostenibilidad de la infraestructura – como lo demuestran los múltiples sistemas de calificación y evaluación de sostenibilidad producidos en los últimos años – está relativamente claro que un enfoque completo de sostenibilidad debe diseñar infraestructura que se ajuste a los contextos locales, proporcione servicios eficientes, y sea duradera. Esto no sólo requiere evaluar y abordar los riesgos ambientales.

Sostenibilidad también implica asegurar los recursos financieros necesarios para construir y mantener la infraestructura durante su vida útil, considerar las preferencias y necesidades de la población, y entender la  dinámica política e institucional para garantizar que los proyectos sobrevivan al ciclo político.

La Estrategia de Infraestructura del BID aprobada recientemente, invita a proporcionar acceso a servicios públicos de calidad a la población de América Latina, a través del uso de infraestructura que se planee y conserve adecuadamente para asegurar su sostenibilidad ambiental, social y fiscal.

El BID ha logrado avances significativos en incorporar los principios de sostenibilidad a sus operaciones. Por ejemplo, el proyecto Reventazón, una planta hidroeléctrica en construcción en la provincia de Limón en Costa Rica, incluye un sistema para compensar las pérdidas de biodiversidad acuática y preservar la conectividad de la fauna a través de un corredor para jaguares. Con éstas y otras medidas ha sido posible limitar los impactos del proyecto y generar ganancias en términos de biodiversidad. Este es el proyecto de energía renovable más grande de América Central, y una vez terminado, la planta representará alrededor del 10 por ciento de la capacidad total instalada de generación eléctrica de Costa Rica.

Por su parte, la Iniciativa de Ciudades Emergentes y Sostenibles está ayudando a ciudades de rápido crecimiento a desarrollar una visión integral y de largo plazo para planificar la infraestructura: un Plan de Acción con recomendaciones sobre intervenciones urbanas es diseñado sobre la base de un diagnóstico detallado de las necesidades de desarrollo urbano y la situación medioambiental, fiscal y de gobernabilidad de las ciudades.

El proyecto de construcción de la Red Jamaiquina de Carreteras de Peaje – construida usando un sistema integrado de gestión de calidad, seguridad y medio ambiente certificado con estándares internacionales – mejoró la conectividad entre la capital de Jamaica y las regiones occidentales y centrales del país. El proyecto incluyó la construcción de viviendas para las familias de los pescadores; la instalación de luces solares, muros anti ruido y sistemas de protección contra inundaciones y drenaje de aguas pluviales; la creación de un centro de aprendizaje para la biodiversidad; y una estrategia de restauración de manglares.

El BID ha puesto en marcha varias iniciativas que buscan promover prácticas sostenibles, tanto dentro como fuera de las operaciones del Banco: la Estrategia de Cambio Climático, el Programa de Biodiversidad y Servicios Ecosistémicos, los Premios BID Infraestructura 360º, la herramientaAquaRating, el Plan de Acción Regional de Transporte Sostenible (REST-AP por sus siglas en inglés), la base de datos Agrimonitor, el Centro de Innovación Energética, la Iniciativa de Creación de Valor Compartido, y el Concurso Greenovators.

La disponibilidad de agua en las ciudades


La disponibilidad de agua en las ciudades

Oscar Alonso Fernández Taborda

La incertidumbre en la disponibilidad del agua causada por el cambio climático, los conflictos y los desastres naturales sobre los sistemas urbanos de abastecimiento de agua, sumado al rápido crecimiento de la población urbana y  la industrialización, nos obligan a pensar cómo responder a este gran desafío para las ciudades.

Las cifras que dan cuenta del crecimiento urbano y su relación con el agua, son bien elocuentes de por sí. Según la ONU  “la mitad de la humanidad vive hoy en ciudades, y dentro de dos décadas, casi el 60% de la población mundial vivirá en zonas urbanas. El crecimiento urbano es más rápido en el mundo en desarrollo, donde las ciudades ganan un promedio de cinco millones de habitantes cada mes. El 77% de la población de América Latina es urbana y las tasas de urbanización siguen subiendo. Las ciudades están creciendo debido al crecimiento vegetativo de la población urbana (50%), así como a la reclasificación de las zonas rurales como áreas urbanas (25%) y a la migración de los pueblos a las ciudades. El crecimiento explosivo de la población urbana plantea unos retos sin precedentes, entre los cuales el suministro de agua y el saneamiento son los más urgentes y los que se sienten de forma más dolorosa cuando no se tienen. La falta de agua potable y saneamiento trae como consecuencia enfermedades como la diarrea, y brotes de malaria y cólera”.

Si a esta difícil relación entre el crecimiento exponencial de la población urbana y la disponibilidad del agua, le sumamos el impacto del cambio climático, la situación se torna más compleja, pues ya está afectando los recursos hídricos y su gestión en diversas regiones, dado que el calentamiento global impacta los ecosistemas y la biodiversidad del planeta y, por tanto, la vida y al bienestar de las personas. El panorama no es nada halagüeño si recordamos que el aumento de la temperatura global trae consigo cambios en los patrones y distribución de las lluvias, por los cambios en la humedad del suelo, la velocidad del deshielo de los glaciares, la carga de los acuíferos y el caudal de los ríos, entre otros.

Es una verdad de a puño que los recursos hídricos y su gestión afectan prácticamente todos los aspectos de la economía y de la sociedad; en particular, el funcionamiento de los ecosistemas, la salud, la producción y la seguridad alimentaria, así como igualmente el abastecimiento de agua para consumo humano, la energía y la industria.

Ante este cuadro tan inquietante, ¿cuál es nuestro deber?

Primero: es fundamental hacer una gestión sostenible del recurso agua.  Ante las consecuencias ya comprobadas del cambio climático, es necesario adaptarse a la creciente variabilidad y cambios del clima mediante una mejor gestión del agua y moderando sus posibles daños. Cualquier medida de adaptación, en todo caso, exige primero evaluar los posibles efectos adversos, particularmente para el medio ambiente y la salud.

Segundo: la agricultura y las ciudades, que requieren grandes cantidades de agua, no pueden ser sostenibles sin garantizar una protección de las fuentes primarias del recurso que en su mayoría son los páramos, nuestras  grandes “fábricas de agua”, para países como Colombia esto es prioritario ya que este país posee el 60% de los páramos del mundo. Los páramos deberían ser declarados “santuarios naturales”, hoy la mayoría están amenazados por proyectos mineros, ya que allí hay gran reservas de oro. Por ello la “gran esperanza” es que prime la razón de preservar un recurso natural invaluable y vital para la vida frente a una explotación de beneficio particular.

Oscar Alonso Fernández Taborda, Ingeniero Electricista en la universidad Nacional de Colombia; Maestría Economía de los Recursos Energéticos y Naturales, en la Universidad Nacional de Colombia; Especialista en Estudios Políticos de la universidad EAFIT. Experto en mercado eléctricos y su regulación, participo en la elaboración de la metodología de para proyectos de generación MDL conectados a la red. Es el enviado especial de EPM a las cumbres de cambio climático: Copenhague (Dinamarca), Cancún (México) y Durban (Sudáfrica), así como en el cumbre de desarrollo sostenible Río +20, alienta las discusiones en torno a la sostenibilidad y energías renovables en Colombia.  Actualmente es especialista en Investigación y Desarrollo Energía en EPM.

Seminario Educación Financiera


c

“Tus finanzas, Tu Futuro”

El Banco Económico capacita a público en general y a sus clientes

El Seminario, a cargo del Conferencista Pedro Cabrera, aplicó casos de la vida real y herramientas útiles que pueden ser utilizadas por la gente a tiempo de administrar su dinero eficientemente y aprovechar las oportunidades de crecer.
El Banco Económico realizó este miércoles el seminario “Tus Finanzas, Tu Futuro”, dictado por el conferencista internacional Pedro Cabrera Yegros, que se desarrolló en instalaciones de la Federación de Entidades Empresariales Privadas de Cochabamba.

Cabrera Experto en temas de motivación, trabajo en equipo, ventas, atención al cliente, y finanzas personales y reconocido conferencista en 11 países de habla hispana, ofreció una magistral exposición teórico – práctica, con temas cotidianos como la importancia de las Finanzas Personales, la toma de las mejores decisiones financieras y la importancia de ahorrar.

También habló de Planificación Financiera, sobre la base de un análisis de la situación económica actual en el mundo y en Bolivia. Se refirió a los principales desafíos, a la generación de ingresos, control de gastos, saldo final a fin de mes y análisis de la situación económica personal. Así mismo se refirió a temas normativos como los Derechos y Obligaciones del Consumidor Financiero, el Proceso de Reclamo en primera y segunda instancia, y el Rol de la ASFI.

Durante la exposición, que duró aproximadamente cuatro horas, se mostró el uso de herramientas prácticas y de fácil acceso, que ayudan en la administración diaria de las finanzas personales.

Este seminario contó con la participación de más de 200 asistentes, quienes luego de registrarse, participaron del evento de manera gratuita, ya que este fue un aporte con recursos propios de la entidad financiera y que responde a un programa de RSE.

El Gerente Regional de Cochabamba, Lic. Carlos Antonio Quiroga, a tiempo de inaugurar este evento, dijo que “el Seminario forma parte del programa de “Educación Financiera para Todos” que lleva adelante la entidad financiera en favor de sus clientes y público en general con el objetivo de mejorar la cultura financiera de los ciudadanos, dotándoles de los conocimientos básicos y las herramientas necesarias para que manejen sus finanzas de forma responsable e informada”.

El Plan de Educación Financiera sigue las recomendaciones y principios para mejorar la cultura financiera a través de dos ejes principales: Capacitación e Información.

¿Puede la ecología urbana ayudarnos a hacer frente al cambio climático?


¿Puede la ecología urbana ayudarnos a hacer frente al cambio climático?

Juliana Carvalho Cortes Silva, finalista del concurso de blogueros. BID.

¡Sí! La ecología urbana puede ayudarnos, y mucho, a hacer frente al cambio climático. Particularmente en lo que se refiere a aumentar la resiliencia de nuestras ciudades frente a eventos climáticos extremos, los cuales serán cada vez más recurrentes de acuerdo a los escenarios futuros proyectados por el Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático, más conocido por su sigla en inglés IPCC.

La ecología urbana es una disciplina que está enfocada en las relaciones y procesos que se establecen entre los habitantes de una ciudad y el medio ambiente en el cuál están insertos. Trata de temas como techos verdes, islas de calor, corredores de biodiversidad, entre otros temas vinculados a la sustentabilidad, y dialoga constantemente con otras disciplinas, como el urbanismo, la sociología y la geografía.

En latino américa, una de las principales referencias académicas en el tema es una mujer, la argentina María Di Pace, que retoma el trabajo del famoso ecólogo Eugene Odum sobre los fundamentos de la ecología y propone que entendamos a las ciudades como sistemas complejos, en los cuales se dan una serie de intercambios de materia y flujos de energía.

¿Pero cómo esto nos puede ayudar a hacer frente al cambio climático?  Es decir, ¿cómo podemos utilizar este marco conceptual en nuestras ciudades? Yo diría que principalmente a través de la programas y proyectos enfocados en la promoción y conservación de los servicios ecosistémicos.

Existen 4 tipos principales de servicios ecosistémicos:
•    De apoyo (como la formación del suelo y el ciclo de nutrientes)
•    Aprovisionamiento (de agua dulce, combustible, alimentos, etc.)
•    Regulación (del clima, de enfermedades, de la purificación del agua, entre otros)
•    Culturales (relacionados a temas recreativos y educacionales, por ejemplo)

Para proponer un ejemplo hipotético, si una ciudad ya es vulnerable a lluvias intensas, que generan frecuentemente inundaciones y una sobrecarga del sistema de alcantarillado, y además los escenarios futuros apuntan a cada vez más eventos de este tipo, sería de interés fortalecer los servicios ecosistémicos asociados al ciclo del agua. ¿Cómo? Aumentando las superficies permeables de la ciudad, disminuyendo así la escorrentía superficial, y desarrollando parques inundables para contener las aguas lluvias, por ejemplo.

Además, cada uno de estos servicios influye, en mayor o menor medida, en los niveles de bienestar humano. En efecto, sin estos servicios, nos sería imposible vivir en este planeta. Basta revisar como estos en su conjunto abarcan desde nuestras necesidades más básicas, como alimentos, hasta otras más trascedentes, como esparcimiento.

En este sentido, utilizar la promoción y conservación de los servicios ecosistémicos como una estrategia de adaptación al cambio climático posibilita no solamente reducir la vulnerabilidad de los ecosistemas urbanos a los eventos climáticos extremos, sino que también genera una mejor calidad de vida urbana.

Juliana Carvalho Cortes Silva es graduada en Relaciones Internacionales y magíster en Asentamientos Humanos y Medio Ambiente. Tiene un MBA en gestión estratégica de proyectos y un post-título en Sistemas de Información Geográfica. Es brasileña, pero actualmente reside en Santiago de Chile, en donde trabaja en temas de investigación en el Instituto de Estudios Urbanos y Territoriales de la Pontificia Universidad Católica de Chile y como consultora en proyectos del sector público y privado. Sus principales temas de investigación están relacionados por un lado a las ciudades, particularmente en lo que se refiere a la sustentabilidad y a la calidad de vida, y por otro lado a los desplazamientos humanos, desde aquellos relacionados a la movilidad urbana, en una escala más local, hasta las migraciones internacionales e los refugiados. Es una de las socias-fundadoras de WeMap, una consultoría especializada en análisis e estudios espaciales y en la expresión y visualización territorial de datos e informaciones. Además, es una amante de la fotografía y columnista en la revista digital PLANEO.

PROGRAMA DE RSE – COBOCE LTDA.


PROGRAMA DE RSE – COBOCE LTDA.

La Cooperativa Boliviana de Cemento, Industrias y Servicios “COBOCE LTDA” y la organización internacional para el desarrollo ICCO Cooperación Sudamérica en coordinación con el Gobierno Autónomo Municipal de Capinota  suscribieron un Convenio de Cooperación Interinstitucional, en el marco del programa de Responsabilidad Social de COBOCE Ltda.. El acto se realizó en el Coliseo Municipal de Capinota, el día Viernes 13 de Marzo a hrs. 10:00 a.m.

COBOCE LTDA e ICCO Cooperación Sudamérica, instituciones comprometidas en emprender tareas que influencien positivamente en las comunidades del municipio de Capinota, ponen en marcha el Programa de Responsabilidad Social “Generando emprendimientos con valores”.

El Programa contempla:
•    Una Planta de derivados lácteos
•    Desarrollo Lechero en la provincia de Capinota
•    Asistencia Técnica en producción de hortalizas y frutas
•    Vivero forestal y frutícola
•    Apoyo Productivo a mujeres emprendedoras;
•    Programa de becas educativas y deportivas

APORTES FINANCIEROS: Ambas instituciones aportarán financieramente un monto aproximado a $us 1.000.000.- (Un millón 00/100 de dólares americanos) para la implementación del Programa de Responsabilidad Social.

COBOCE LTDA.
La Cooperativa Boliviana de Cemento, Industrias y Servicios “COBOCE LTDA.”  fue fundada el 4 de diciembre de 1.966. Su misión empresarial se resume en la generación de fuentes dignas de trabajo, distribución equitativa de la riqueza y desarrollo de unidades socio-económicas con principios cooperativistas que contribuyan al desarrollo de la región y el país.

 “COBOCE LTDA.” se constituye en la cooperativa industrial más grande del país.

COBOCE Ltda. por su misma esencia cooperativa, ha sido concebida en función de la solidaridad y la cooperación, desde sus inicios ha trabajado para aportar al desarrollo de Cochabamba y el país en condiciones justas y equitativas.

Hoy al poner en práctica nuestro programa de responsabilidad social, buscamos como buenos vecinos, estrechar relaciones con la comunidad e impactar positivamente en la región que nos vio nacer: Capinota.

ICCO COOPERACIÓN

ICCO es una organización internacional Holandesa de cooperación para el desarrollo, con 50 años de experiencia y presencia mundial. Contribuye en la reducción de la pobreza y de la desigualdad, asegurando medios de vida, justicia y dignidad. Vincula, promueve y fortalece el trabajo de gente emprendedora.

El 2015, ICCO celebra su 50 aniversario, prestando especial atención al diálogo sobre ‘derechos humanos y desarrollo’ con las empresas del sector privado.